Breve texto sobre la esperanza

Sin frivolizar el tema y menos aún que actúe como dogma a seguir, en estos momentos en los que vivimos tiempos difíciles quiero compartir unas palabras sobre la esperanza que tuve la ocasión de leer hace unos meses en el la obra de Mark Manson titulada Todo está jodido. La esperanza es la gasolina de nuestro motor mental, si no creemos que el futuro será mejor que el presente, que nuestras vidas mejorarán de algún modo, entonces morimos espiritualmente. Por tanto lo contrario a la felicidad no es la tristeza, es la desesperanza, esa convicción de que el horizonte es muy gris y todo está y estará jodido.

A la esperanza le da igual las estadística, no razona o lo hace poco. Lo que le importa es lo que vendrá, la visión de futuro. Tampoco presta mucha atención a los problemas resueltos, se centra en los que quedan por resolver.

¿Cómo tener esperanza entonces?. Es una decisión y responsabilidad individual de cada uno, como he dicho ni yo ni nadie debería dar opiniones como certezas, pero creo que esta puede basarse en contar con estos 3 aspectos:

  1. Tener un PROPÓSITO, creer en algo. Cuando no sabemos lo que es importante para nosotros, perdemos la brújula que nos indica como aprovechar el tiempo limitado que tenemos. Ya no se sabe para que tener esperanza. Este aspecto es el más difícil de todos ya que nunca sabemos al 100% si estamos acertando y lo estamos haciendo bien.
  2. Tener el CONTROL. El sentimiento de que controlamos nuestra vida, no toda pero si gran parte de ella. Sin control nos creemos indefensos, no merece la pena luchar por nada ya que no depende de uno. Creer que podemos influir de alguna manera en nuestro destino nos ayuda a seguir teniendo esperanza.
  3. Tener una COMUNIDAD. Somos seres sociales por lo que necesitamos a los otros igual que estos nos necesitan. Hablamos de formar parte de un grupo superior a tu yo individual que te apoya y te ayuda. Sin una comunidad nos sentimos aislados y nuestro propósito deja de tener sentido.

Reflexionemos un poco todos y respondamos a estas tres preguntas: ¿tienes algo/alguien por lo que vale la pena luchar?, ¿puedes hacer algo para salir de esa situación?, ¿cuentas en tu camino con la ayuda de otros?. Si no lo tienes, búscalo.

Gracias por tu tiempo, lo más valioso que tienes, y no olvides …¡desarrollar tu talento y el de tu equipo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *